diumenge, 29 d’abril de 2018

OPINIÓN | Un doblete es más que las migajas

El FC Barcelona ha logrado en Riazor el cuarto doblete en las últimas diez temporadas, los mismos que había conseguido desde su fundación hasta 2009, los mismos que el Real Madrid en su "inmaculada" historia y tan solo uno menos que el Athletic desde su creación. Para algunos, esto no tiene ningún mérito (Foto: Ernesto Aradilla).


Imbatido durante todo el campeonato, acumulando un total de 41 partidos sin perder en Liga, marcando el ritmo de la competición y apenas ocho días después de levantar la trigésima Copa de la historia del club. Así ha llegado la vigésima quinta Liga para el FC Barcelona, la séptima en las últimas diez ediciones, obteniendo por tanto el octavo doblete en la historia del club, distanciándose aún más en este aspecto del resto de perseguidores.

Inexplicablemente, se ha creado una atmósfera de fracaso por el hecho de conseguir simplemente un doblete, algo que parece una broma de mal gusto hacia un logro que muy pocas veces se da en el resto de clubes y que, además, no han sentido ni de cerca lo que es celebrar un triplete.

Con el doblete nacional conquistado en este curso, el Barça acumula ocho en total. Después de los cosechados en las temporadas 1951/1952, 1952/1953, 1958/1959 y 1997/1998), en la era de los Messi, Piqué, Busquets e Iniesta (los que están marcando una época de registros irrepetibles) son otros cuatros dobletes conquistados en la última década: 2008/2009 -además, triplete-, 2014/2015 -triplete incluido-, 2015/2016 y 2017/2018.

Parece fácil ganar un doblete casi cada dos años, pero solo hay que ponerlo en persepectiva con el resto de clubes para ver que tampoco es tanta broma. El FC Barcelona ha logrado en diez temporadas tantos dobletes que el Real Madrid en toda su historia (1961/1962, 1974/1975, 1979/1980 y 1988/1989) y se queda a tan solo uno del que era el rey hasta 2009: el Athletic Club (1929/1039, 1930/1931, 1952/1953, 1955/1956 y 1983/1984). 

Esto es muy sencillo. Ganar un doblete tiene poco mérito hasta que lo gane el club que todo sabéis. Ese día (mínimo treinta años después del último) te venderán el meritazo, como sucedió el año pasado con el doblete Liga-Copa de Europa que conquistaron cincuenta y nueve temporadas después (el Barça ganó 5 de esos en 23 años, pero ni sabíamos que existían) o como pasó cuando ganaron una Copa del Rey tras dos décadas de sequía e hicieron una rúa a altas horas de la madrugada para celebrarla. 

PD: Si como barcelonista solo aspiras a tripletes y consideras que ganar casi por rutina un doblete es una decepción, háztelo mirar, por favor.

David Rodríguez

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada